Edición Nro. 101 - Enero 2018

NUESTROS JUBILADOS

Nota 6

La Dra. María del Carmen Cuniolo llegó desde Mendoza a 9 de Julio (Buenos Aires) cuando era una niña. Más tarde se fue a estudiar a Olavarría a una sede de la Universidad Nacional del Sur, para luego trasladarse a la capital provincial y terminar sus estudios en la Universidad Nacional de La Plata donde se recibió en diciembre de 1975.

Al momento de obtener el título universitario la Dra. Cuniolo tenía en brazos a su hija Carolina de un año y esperaba el nacimiento de Juan que llegaría unos meses después. “Juré en el Consejo en septiembre del 76 y venía en camino mi segundo hijo”, recuerda.

Primero comenzó estudiando ingeniería pero los números le resultaron “muy vacíos” por lo que alentada por las charlas que escuchaba de los estudiantes de ciencias económicas, decidió cambiar de carrera.

Luego de graduarse como contadora la Dra. Cuniolo regresó a 9 de Julio para comenzar a trabajar con dos colegas y tras un tiempo de aprendizaje abrió el primer estudio profesional en dicha localidad dirigido por una mujer. “Pude sortear todas las dificultades y salí adelante”, afirma.

En 1990, con la llegada de Agostina se completaría la familia.

En cuanto al trato con sus clientes asegura tener “libros enteros” de recuerdos. “Esta es una profesión apasionante de la que se pueden contar anécdotas de todo tipo” porque “somos como de la familia sin serlo y compartís cosas que ni con la familia comparten”, subraya.

Fui la primera mujer en dirigir un estudio contable en 9 de Julio

Tiene claro que quiere seguir trabajando, pero aclara que “ser contadora es muy duro, aunque no parezca. Somos una especie de empleados del Estado gratis que llevamos el dinero que recaudan nuestros clientes hacia el Estado, es una actividad complicada”.

 

Otro aire

De tanto viajar a su Mendoza natal descubrió su gusto por el mercado inmobiliario. “Llega un momento en que uno quiere ver un poco más de humanidad y equidad” pues “hay un montón de valores que van quedando en el camino y que uno necesita”.

“Entonces me dediqué a esta otra actividad, la inmobiliaria”, revela. Le gustó tanto que comenzó a estudiar la carrera de Martillero y Corredor Público de la que acaba de terminar el primer año.

La Dra. Cuniolo recibió la medalla que entrega la Caja de Seguridad Social de manos del Dr. Ricardo H. Nasello, Presidente de la Asociación de Jubilados y Pensionados de Ciencias Económicas de la Provincia de Buenos Aires (AJuPCE).

“A mis empleados los he hecho hacer cursos y ahora son independientes. Uno es administrador de consorcios, otra es administradora de empresas y gestora del automotor”, desarrolla la Dra. Cuniolo y agrega: “Es como que vamos creciendo”.

“Hoy veo a la profesión como un trabajo en equipo. Es muy amplia y hay que poner mucho esfuerzo para estar al día con todo, por lo que cuantos más seamos mejor va a ser el servicio que podamos prestar”, concluye.

Hoy veo a la profesión como un trabajo en equipo

TAGS •

María del Carmen Cuniolo, 9 de Julio,
Vorknews Sistema para diarios online