REALIDAD PROFESIONAL

En Argentina hay unas 520.000 empresas, donde el 99% son consideradas PyMEs.

Las PyMEs son claves para el funcionamiento de la economía. Precisamente por su tamaño son empresas sin la suficiente espalda financiera para mantenerse a flote por mucho tiempo sin generar ingresos.

En Argentina hay unas 520.000 empresas, donde el 99% son consideradas PyMEs. Solo el 1% tienen más de 200 empleados que es la cantidad que se necesita para ser considerada una empresa grande. La gran mayoría (el 84%) tiene 9 empleados o menos (las “micro” empresa), el 14% son las pequeñas (de 10 a 49), y el 2% restante son medianas (de 50 a 200 trabajadores). Una empresa de hasta 49 empleados solo puede sostenerse por tres semanas sin facturar y pagando salarios, según indicó la consultora Analytica. Esto significa que tras cumplir ese período de inactividad debería recurrir a ahorros de la empresa o a algún tipo de financiamiento. Las firmas de más de 50 trabajadores podrían aguantar hasta 3 meses y medio.

  • Kristalina Georgieva, directora gerente del Fondo Monetario Internacional y el Ministro Martín Guzmán durante un encuentro en el Vaticano. Reuters.
  • Desde el inicio de la cuarentena, solo el 30% de las PyMEs está funcionando plenamente.

La clasificación de empresas tiene márgenes indefinidos, ya que es evidente que siempre habrá muchas más empresas pequeñas que grandes. A nivel mundial se considera a una buena cantidad de actividades unipersonales como empresas, por ejemplo, un comercio o la prestación de servicios como puede ser la asesoría contable.

La recesión económica por la que atravesaba el país en 2018 (2,5) y 2019 (2,2, ambos datos del FMI), se suman a las estimaciones para este año: el Fondo Monetario Internacional recortó lo informado en abril, en el marco de la Asamblea de Primavera virtual, y adelantó que la nueva proyección para la Argentina implica una contracción del PBI del 9,9%, frente al 5,7% de caída estimado antes. También fue menos optimista en torno a la recuperación para el 2021: de un crecimiento de 4,4% esperado en abril, ahora el organismo prevé que el rebote será de 3,9%. 

El 36% de las empresas del país están inactivas

Ante este panorama, resulta interesante analizar la participación de las PyMEs respecto del empleo total registrado. Es así como los datos arrojan que albergan a poco más del 60% de los trabajadores (repartidas casi en partes iguales del 20%, cada una), mientras que el 43% restante es generado por las grandes empresas.

Un estudio de la Fundación Mediterránea (Fundación Mediterránea) identificó que el 36% de las empresas del país están inactivas; el 19% en condiciones de operar por medio del teletrabajo y un 15% se encuentra trabajando pero con dotación mínima. Solo el 30% de las empresas están funcionando plenamente.

La Federación de Cámaras y Centros Comerciales de la República Argentina (Fedecámaras) advirtió en un comunicado que la vuelta a “fase uno” de la cuarentena significará que unos 350.000 negocios del Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) deberán volver a cerrar, al menos temporalmente, y que 100.000 podrían hacerlo de modo definitivo.

Esto implica que la cuarentena total impacta al 70% de todas las empresas del país, en mayor o menor medida. Si bien se inició el 20 de marzo (por lo que no hay que contabilizar todo el mes como pérdida), las PyMEs ya venían muy golpeadas tras dos años de caída del PBI. No es lo mismo para una empresa atravesar una cuarentena total en estas condiciones que si viniese de un crecimiento sostenido en la actividad.


Despidos y suspensiones

Dadas estas dificultades muchas empresas y negocios han tenido que cerrar sus puertas. Cabe recordar que con el dictado del Decreto 427/2020, el Gobierno prorrogó la prohibición de efectuar despidos sin justa causa y por las causales de falta o disminución de trabajo y fuerza mayor por el plazo de sesenta días contados a partir del vencimiento del plazo establecido por el Decreto 329/20.

No se puede despedir a nadie sin causa, aunque sí están avaladas las cesantías con causa por responsabilidad del trabajador. Para despedir sin causa un empleador tendría que esperar a que venza el plazo del decreto. Pero además está vigente la duplicación de indemnizaciones: el DNU 34/2019, prorrogado por DNU 528/2020 hasta el 7 de diciembre de 2020, estipula la duplicación de los rubros indemnizatorios para aquellos despidos sin justa causa.


TAGS •

cuarentena, pandemia, PyMEs, FMI, recesión, despidos, suspensiones,
Vorknews Sistema para diarios online