Los autores confían en que las nuevas tecnologías no plantean un problema para el ejercicio de las ciencias económicas, sino que por el contrario ofrecen la oportunidad de dar un salto de calidad en los servicios que se ofrecen.

Proponen que impulsados en los nuevos sistemas de gestión y en las plataformas que simplifican el análisis de datos, los profesionales pueden convertirse en asesores con un enfoque analítico, capaces de aportar ideas e informes estratégicamente para que sean de ayuda en la toma de decisiones con la interpretación de la información.

rescatan también la importancia de estar presente en las redes sociales y los espacios donde se pone en juego la visibilidad y el posicionamiento.

ARTÍCULO PUBLICADO EL viernes 04 de junio
Edición N. 121 - Mayo / Junio 2021

NOTAS DE AUTOR




Dr. Nicolás Salvia



Dr. Martín Aleman

El presente trabajo participó del Premio Consejo de la Delegación Lomas de Zamora organizado en 2020 bajo el lema “El rol del profesional en Ciencias Económicas en el siglo XXI”.

En esta nueva era tecnológica, en la cual el avance de la misma juega un papel fundamental en el desarrollo de cualquier actividad y comercialización de productos, los profesionales en Ciencias Económicas no debemos estar ajenos a ello.  

Existe una segmentación clara de acuerdo al tipo de comportamiento de un profesional con respecto a la modernización digital:

  1. Quien comprende las reglas del juego y se trasforma.
  2. Quienes eligen no amigarse con la tecnología, pero entienden la importancia y por eso se rodean de gente con conocimientos en la materia para poder avanzar.
  3. Y aquellos que se resisten a las nuevas metodologías, sistemas y digitalización.

De este simple análisis parte la premisa que expondremos para resaltar la importancia en la toma de decisión sobre cuál es el camino a seguir. Un profesional que no sabe de tecnología, o no intenta adaptarse a los cambios constantes que la misma propone, queda afuera de las posibilidades de brindar un mejor servicio. Lo que no significa que sea malo, sino pobre.

Tomamos como base a nuestro tercer segmento para llegar a aquellas personas que no son capaces de ver todo lo que el día a día y lo impuesto conlleva. A quienes no consideran fundamental ajustar procesos que van quedando obsoletos y retrasan porque no se acoplan a la transformación, no agilizan los tiempos, no contribuyen con la sustentabilidad del ambiente ni dan lugar a la optimización de las gestiones propias ni de terceros. Es fundamental formarnos con una visión crítica, razonable y proactiva para afrontar lo que llega para quedarse.

Los cambios tecnológicos se desarrollan y avanzan a gran velocidad. A tan solo 20 años de su comienzo, llegamos a un punto en el cual toda esta transformación tecnológica y digital pasa por encima de cualquier persona, profesión, empresa u organización. Quien no esté dispuesto a subirse al tren quedará fuera de mercado.  

¿Me quiero quedar fuera de mercado?

Con el objetivo visualizado, es fundamental replantearnos de qué manera los profesionales en Ciencias Económicas vamos a ver proyectada nuestra actividad. 

Para quienes ejerzan la profesión en relación de dependencia, el gran dilema estará planteado en la actualización permanente de normativas. El progreso no sólo dependerá de uno, sino de la organización en la cual se desarrolla, y en quienes participen de la toma de decisiones.

Pero, ¿qué pasa con el trabajo del profesional independiente? Generalmente, quienes se matriculan para ser profesionales independientes, son personas que cuentan con buenas cualidades y capacidades técnicas para resolver con facilidad las problemáticas presentadas por sus clientes.

El avance de la tecnología en materia de software simplificó todas las tareas que solían tener a su cargo, resolviendo las mismas con unos cuantos clics de distancia del resultado esperado. Muchos ven esto como una competencia cuando en realidad, el verdadero enfoque que debemos darle es la oportunidad.

Debemos percibir el nuevo rol que nos generará un valor agregado al servicio que ofrecemos a nuestros clientes. Debemos centrarnos en un enfoque analítico, aportar ideas e informes estratégicamente para que sean de ayuda en la toma de decisiones con la interpretación de la información que obtenemos en la mera carga de datos que los sistemas tecnológicos nos brindan. De la misma forma que nos convertimos tiempo atrás en habilidosos para los cálculos y para la interpretación de normas contables y disposiciones legales, debemos desarrollar y evolucionar nuestras capacidades con el fin de convertirnos en personas hábiles para el manejo de la tecnología y la buena comunicación en nuestro quehacer diario. Es hora de que se migren los trabajos operativos, rutinarios y manuales para hacer foco en la planificación, estrategia y control de gestión.

Un profesional que no sabe de tecnología, o no intenta adaptarse a los cambios constantes que la misma propone, queda afuera de las posibilidades de brindar un mejor servicio.

Evolución profesional:

especialización y red de relaciones

Así como la tecnología avanzó a pasos agigantados, las Ciencias Económicas también lo hicieron. Son incontables los ámbitos de actividades que se abarcan, desde los distintos rubros que comprenden las actividades económicas existentes, hasta los puntos de análisis específico para cada área de abordaje.

Es temporalmente imposible que un profesional esté al día con la información de todos los temas, las normas, y las disposiciones legales que conforman el ecosistema al cual pertenece. Aquel que se especialice en algún mercado en particular (comercio digital, construcción, textil, agropecuario, entre otros) o en algún ámbito de aplicación específico (costos, finanzas personales o corporativas, planificación impositiva, etc.) estará diferenciándose de otros colegas, proporcionando un valor agregado a su servicio.

  • El avance de la tecnología en materia de software simplificó tareas rutinarias y ofrece una oportunidad a la profesión de enfocarse en la planificación estratégica.
  • No solo es importante contar con aplicaciones y software directo con los clientes, sino estar activos en las redes sociales, nuestra cara más visible para clientes actuales y futuros.

También sabemos que, la mayoría de nosotros estamos catalogados por nuestros propios clientes como “solucionadores de problemas y situaciones”. Por lo cual, para no perder ese rótulo y seguir en la búsqueda de nuestra jerarquización, va a ser vital las buenas relaciones sociales entre colegas. Cuando hablamos de clientes, refiriéndonos a Pymes en su mayoría, buscan depositar su confianza en un solo profesional que lo ayude en el desempeño de su gestión. Por ende, será sumamente importante generar un entretejido de relaciones, retroalimentándonos con profesionales especializados en distintas áreas. Esto nos permitirá nutrirnos y llegar al principal objetivo: brindar un servicio integral de calidad.

 

La tecnología aplicada al estudio contable para una mejor comunicación

La comunicación organizacional es conocida como un conjunto de acciones de comunicación estratégicas para mejorar la información interna y externa.

Partiendo de un concepto básico para cualquier organización, un trabajador independiente necesita de ello en mayor o menor medida ya que es el único transmisor del mensaje.

Una de las fortalezas que trae consigo la utilización de nuevas herramientas es la optimización en la comunicación con nuestros clientes, volviéndola más fluida, clara y dinámica. Lo que hasta hace tiempo atrás se debía hacer de manera presencial y tradicional, hoy se optimiza con aplicaciones básicas que permiten suplantar la papelería física, horas de encuentro y reuniones programadas, por el envío de información instantánea.

Por otro lado, en términos de comunicación no solo es importante contar con aplicaciones y softwares directo con los clientes, sino estar activos en las redes sociales. Estos sitios que generan terror e incertidumbre son los que nos dan mayor visibilidad. Un sitio bien creado, nutrido de información, controlado y en constante mantenimiento, es nuestra cara más visible para clientes actuales y futuros. A mayor presencia, mayor posicionamiento ¿Quién puede estar ajeno de ello?

Es fundamental formarnos con una visión crítica, razonable y proactiva para afrontar lo que llega para quedarse.
Debemos desarrollar y evolucionar nuestras capacidades con el fin de convertirnos en personas hábiles para el manejo de la tecnología y la buena comunicación en nuestro quehacer diario

 

La tecnología y su relación con el archivo

Hay una fuerte relación entre la tecnología y el archivo de documentación que ha modificado rotundamente los paradigmas de cómo y en dónde se almacena la documentación de los clientes.

Antes, cualquier estudio contable de una envergadura media necesitaba un espacio físico para archivar papeles laborales. Actualmente, todo puede ser guardado en las propias computadoras. Esto permitió que profesionales digitalicen su documentación y disminuyan considerablemente el espacio destinado a archivo físico, con costo cero.

Basándonos en este punto, no solo se trata de una disminución de costos y mayor utilización de espacios. De ahora en más, deberá ser un papel importante en el ejercicio de nosotros mismos como profesionales. Es nuestra obligación ser pioneros, ejercer con el ejemplo hacia una sociedad más ecológica y sustentable, para hacer un uso consciente se los recursos. Somos responsables de trasladar esto a los que confían en nuestro trabajo para que entiendan la importancia desde todo punto de vista posible.

 

Apps y más Apps

Son las 8 de la mañana. Una persona de entre 20 y 40 años se despierta y lo primero que hace es consultar una aplicación.

Éstas también son muy útiles en el día a día del profesional. Cualquier persona física puede gestionar trámites desde un celular sin la necesidad de trasladarse, hacer filas y completar burocracias, mejorando la autogestión de nuestros clientes y facilitando nuestra intervención.

Todo esto cuida algo preciado para todos, algo que no se compra y siempre escasea: el tiempo.

Conocer e interpretar todas las normas que saca el país es importante, tan importante como conocer todas aplicaciones que nos serían útiles para brindar un mejor servicio.

Los contenidos que se publican son de exclusiva responsabilidad de sus autores y no expresan necesariamente el pensamiento de los editores.


TAGS •

Ciencias Económicas, Nuevas tecnologías, software, gestión, futuro, planificación, sistemas, comunicación,
Vorknews Sistema para diarios online